Alto Parana

Esclusa de navegación puede ser económicamente sostenible

La Itaipú Binacional, a través de sus repre­sentantes de ambas márgenes, Paraguay y Bra­sil, presentó los resultados de factibilidad del estudio sobre la Hidrovía Itaipú a través de las esclusas de navegación en el río Paraná. Fue en el marco del Seminario Internacional “Hidrovías Regionales: trans­posición de la presa de Itaipú Binacional”, que se inició ayer.

James Spalding, director gene­ral paraguayo, afirmó que el desarrollo de la esclusa puede ser económica y ambiental­mente sostenible, según los estudios realizados por las empresas europeas que pos­teriormente explicaron el caso. “Si se logra ejecutar, proba­blemente sea una de las obras emblemáticas del próximo gobierno, tras nuestro com­promiso de entregar el docu­mento de factibilidad que lo estamos haciendo ahora, y que se podría convertir en algo his­tórico para la conectividad de la región”, señaló.

El director de coordinación eje­cutivo Itaipú Paraguay, Pedro Domaniczky, fundamentó la factibilidad, ya que la esclusa consiste en un sistema que per­mitirá atravesar la parte alta de Itaipú, en zonas con hasta 120 m de altura, que serían unos 40 pisos de desnivel, dando un ejemplo sencillo, como una especie de escalera de agua.

El tiempo de construcción de la obra podría llevar entre 4 a 5 años, para los 4 escalones de 30 m de altura con el que se faci­litará el paso de los buques de carga, con lo que se constitui­ría la mayor esclusa de navega­ción del mundo, ya que abar­cará entre 3,5 a 4 kilómetros de longitud, por ende reducir los costos de logística ante la mediterraneidad.

En cuanto al costo del pro­yecto, resaltó que de las esti­maciones al inicio de lo que fue Itaipú eran de unos US$ 4.500 a US$ 5.000 millones, que lograron reducirlo a US$ 1.200 millones, según el ante­proyecto presentado por las empresas europeas Witte­veen+BOS de Holanda y CNR Ingénierie de Francia.

La obra podría emplear entre 10 a 20 mil personas solo para los trabajos de cala, y de forma indirecta hasta 50 mil, ya que traerá consigo una dinamiza­ción en toda la región por un largo período, solucionando la transposición con la gene­ración de puertos, nuevos sis­temas de navegación, nue­vas industrias de barcazas, es decir toda una industria hidroviaria de forma expo­nencial.Participó el futuro ministro de Obras Públicas, Arnoldo Wiens, quien ratificó la garantía de dar continuidad a las obras. LN

Comentarios

Más popular

Hasta arriba